Enfermedades y Sindromes: febrero 2012 z35W7z4v9z8w

Amplio resumen de las clases de enfermedades raras que existen en nuestro planeta.

miércoles, 29 de febrero de 2012

Cómo prevenir el cáncer de colon

Día mundial de las Enfermedades Raras




pacers bucks hawks

Ticketamerica.com has all of you're basketball NBA ticketing needs for teams like the indiana pacers and the milwaukee bucks as well as the atlanta hawks games, maps and seating charts.

indiana pacers tickets
milwaukee bucks tickets
atlanta hawks tickets

martes, 28 de febrero de 2012

Tener cuidado con los somníferos

                            

Algunas pastillas que comúnmente se emplean para dormir podrían estar asociadas con un mayor riesgo de muerte. De hecho, según un trabajo que se acaba de publicar en British Medical Journal, el consumo de estos medicamentos inductores del sueño, incluso en cantidades inferiores a las 18 dosis al año, cuadriplica el riesgo de muerte.

El estudio señala además que su consumo en dosis elevadas se relaciona también con un riesgo significativamente mayor de cáncer.

En EE.UU., se calcula que entre uno de cada 20 o de cada 10 adultos consumen somníferos; en España, se calcula que los somníferos sin receta son consumidos por un 1,6%, de la población. Los investigadores, de la Clínica Scripps (EE.UU.), han evaluado la supervivencia de más de 10.500 personas a las que se les prescribió una serie de pastillas para dormir durante un periodo medio de 2,5 años entre 2002 y 2007.

Los fármacos analizados incluían benzodiacepinas, como el temazepam, no benzodiacepinas, como el zolpidem, eszopiclona, y zaleplon, barbitúricos y antihistamínicos sedantes.

Los investigadores compararon la supervivencia de estos pacientes, cuya edad promedio era 54 años, con la de más de 23.500 personas de la misma edad, sexo, estilo de vida y problemas de salud subyacentes, pero que no habían consumido pastillas para dormir durante el mismo periodo.

Después de tomar en cuenta factores que pudieran influir en los resultados -edad, sexo, peso, estilo de vida, origen étnico y diagnóstico previo de cáncer-, los resultados sugerían la existencia de un vínculo entre estos medicamentos y un mayor riesgo de muerte, incluso en dosis relativamente bajas.

Más concretamente, los resultados mostraron que aquellas personas a las que prescribieron hasta 18 dosis al año tenían 3,5 veces más probabilidades de morir que los no tomaban pastillas; si el consumo era entre 18 y 132 dosis fueron, el riesgo se cuadriplicaba. Y los que tomaron la mayor cantidad de dosis (132 + un año) tenían cinco veces más probabilidades de morir.

Aunque el número total de muertes en cada grupo fue reducido, los expertos encontraron claras diferencias entre ellos. Por ejemplo, hubo 265 muertes entre las 4.336 personas que tomaban zolpidem, en comparación con las 295 muertes entre las 23.671 personas que no habían tomado sedantes o pastillas para dormir. Además, los que tomaron el mayor número de dosis también estaban en mayor riesgo de desarrollar varios tipos de cáncer.

Los autores advierten no obstante que los estudios que muestran asociación no prueban, necesariamente, causa y efecto. Sin embargo, sus hallazgos y las investigaciones anteriores muestran un mayor riesgo de muerte entre los consumidores de pastillas para dormir. Por ello, los investigadores creen que se debe reconsiderar el uso de hipnóticos a corto plazo.

La OMS reconoce la existencia de entre 5.000 y 8.000 enfermedades raras

                                   

A pesar de que existen entre 5.000 y 8.000 enfermedades raras, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que afectan globalmente a entre el seis y el ocho por ciento de la población, solamente se dispone de conocimiento científico detallado sobre menos de un millar, según el informe Enfermedades Raras y Medicamentos Huérfanos hecho público por el Consejo General de Farmacéuticos.

En la Unión Europea se define como enfermedad rara aquella que tiene una prevalencia inferior a 5 casos por 10.000 habitantes (1:2.000), mientras que en EE.UU. se define como aquella que afecta a menos de 200.000 personas, y en Japón es de 4 por 10.000 (1:2.500).

Sin embargo, una enfermedad rara no solo se define en función de su baja prevalencia sino también por su relevancia clínica. En este sentido, debe tratarse de una afección que ponga en peligro la vida o conlleve una discapacidad crónica o grave, o pueda implicar una merma notable de la calidad de vida del paciente.

La OMS reconoce la existencia de entre 5.000 y 8.000 enfermedades raras, que afectan globalmente al 6-8% de la población, de las cuales más del 80% son de origen genético. Más del 50% de estas enfermedades se manifiestan durante la vida adulta, aunque aparecen también en el 3-4% de todos los niños nacidos vivos. Pero, cada semana se describen 5 nuevas enfermedades raras.

Es conveniente tener en cuenta que algunas enfermedades pueden ser raras en un área geográfica determinada o en una población concreta pero no en otras, como consecuencia de factores genéticos, condiciones ambientales, difusión de agentes patógenos, estilo de vida, etc.

Aunque frecuentemente se asocia la idea de enfermedad rara con el de infancia (debido al origen mayoritariamente genético de las enfermedades raras), en realidad más de la mitad de los casos comienzan a manifestarse durante la vida adulta, afectando a un 3-4% de todos los recién nacidos. Desgraciadamente, solo se dispone de conocimiento científico detallado sobre menos de 1.000 enfermedades raras.

El informe también señala que de los 63 medicamentos huérfanos - aquel destinado a la prevención, diagnóstico o tratamiento de enfermedades raras o de enfermedades graves más comunes pero que difícilmente sería comercializado por falta de perspectivas de venta una vez autorizados- en la Unión Europea, 51 sí están comercializados en España.

lunes, 27 de febrero de 2012

Los Riesgos de la Leche sin Pasteurizar 27/02/2012

Día Internacional de las Enfermedades Raras, Video Oficial

La causa de todas las enfermedades.



¿Sabias que en 1931 Otto Warburg recibió el Premio Nobel por descubrir La Causa Primaria del Cáncer y de todas las enfermedades? ¿Porqué no se hizo público este conocimiento?

domingo, 26 de febrero de 2012

viernes, 24 de febrero de 2012

El extraño trastorno de la familia de piel azul de Kentucky

                            

En 1958, Luke Combs llevó a su mujer al hospital. El motivo de la visita debía ser por algo relacionado con la salud de ella, pero hoy es difícil saberlo seguro.

Porque en cuanto el tal Combs puso un pie en el hospital de la universidad de Kentucky (EE. UU.), los médicos le hicieron más caso a él que a ella. Todo por una cosa que a él le daba bastante vergüenza pero que era común en toda su familia: Luke era azul.

No es ninguna exageración, ni cosa de maquillaje, ni algo que dependiera de la luz de su entorno ni de la percepción de alguien que estuviera con él. Luke Combs era azul, como un personaje de ciencia ficción.

Pronto se descubrió que no era solo él, sino casi toda su familia y los vecinos de su vivienda en las Montañas Apalaches de Kentucky.

Comenzó así uno de los grandes y más apasionantes misterios de la medicina, una historia que durante años ha traído de cabeza a varios científicos y que a ratos se ha considerado una farsa muy elaborada.

Todo empezó hace seis generaciones, cuando, en el siglo XIX, un señor francés llamado Martin Fugate se mudó a una vivienda aislada a las orillas de Troublesome Creek, un arroyo por entonces deshabitado.

Se casó con una mujer pelirroja extremadamente pálida, una estadounidense llamada Elizabeh Smith. Pronto la pareja empezó a tener hijos, nietos y luego bisnietos. Casi todos salieron azules. Incluso cuando se relacionaban con otras familas.

Ahora -por fin- se sabe que es debido a una improbable unión de genes recesivos que perduraron en la familia durante generaciones. Martín Fulgate sufría de un trastorno en la sangre que se ha llamado methemoglobinemia; la hemoglobina que llevaba en sus venas no podía transportar oxígeno con normalidad ni usarlo para que los tejidos 'respiraran'.

Con lo cual, el efecto es similar a cuando una persona se congela: los labios se le tornan morados, la piel azul y la sangre es de color chocolate porque no tiene oxígeno.

Daba igual que el gen fuera recesivo: los Fulgate llevaban una vida tan aislada en las Montañas Apalache que tendían a relacionarse entre ellos, con lo cual 'protegían' su legado genético. Los Fulgates se casaban con otros Fulgates o, como mucho, con familias que vivieran cerca de ellos, como los Smith, los Ritchie, los Stacy o los Combs.

Hoy, que el abanico de pretendientes de los Fulgate se ha abierto, esta condición está prácticamente extinta. Se conoce ahora gracias al trabajo de la doctora Madison Cawein III, una hematóloga de la universidad de Kentucky. Murió en 1985, pero los apuntes que había publicado en el libro La gente azul de Troublesome Creek en 1982 han servido para resolver el misterio.

Ahora sólo queda un fleco por zanjar en la historia: qué fue de Benjamin Stacy, el bebé tan azul que cuando nació, en 1975, sus matronas se asustaron y decidieron llevarlo del ala de maternidad a una clínica para hacerle una transfusión.

Tuvo que llegar su abuela, Luna Fulgate, para decir que el chaval tenía el color de un auténtico Fulgate. A esa abuela se la ha descrito como "la mujer más azul del mundo". Hoy, Benjamin, que de estar vivo tendría 37 años, sigue en paradero desconocido.

Fuente

martes, 21 de febrero de 2012

Enfermedades raras : La Endometriosis

                                     

La Endometriosis es una enfermedad crónica que se caracteriza por el crecimiento de placas de tejido endometrial fuera del útero.

Se estima que entre un 10% y un 15% de las mujeres entre los 25 y los 44 años padecen endometriosis. En la mitad de los casos la enfermedad es activa, lo que provoca dolor, irritación y otras alteraciones.

Este trastorno se diagnostica cuando el endometrio (el tejido que reviste el interior del útero) crece en otras zonas del cuerpo. Lo más frecuente es que aparezca en ovarios, trompas de Falopio, vagina y saco de Douglas, aunque también puede estar en vejiga, intestino, músculos, pulmones, etc.

El endometrio es un tejido que responde a cambios hormonales. Se trata de la capa del útero que crece cada mes para albergar al feto y que se descama cuando no existe fecundación dando lugar a la menstruación.

Cuando las células endometriales se localizan fuera del útero también siguen este ciclo, pero la sangre y el tejido que se desprende de ellas a la cavidad abdominal o pélvica no tiene salida al exterior lo que causa irritación de los órganos adyacentes y dolor.

Este crecimiento anómalo del endometrio se produce en forma de quistes que se clasifican en función de su apariencia.

Quistes de chocolate o endometriomas: son cápsulas de llenas de líquido procedente de las menstruaciones. Pueden alcanzar un tamaño considerable y son relativamente fáciles de detectar y extirpar.

Implantes o focos: son pequeños cúmulos celulares de forma y color variables, muy activos y difíciles de detectar dado tu tamaño. Suelen causar dolor y molestias.

Tipos de endometriosis:

Endometriosis ovárica: se desarrolla en los ovarios formando endometriomas.

Endometriosis del septum recto-vaginal: el tejido endometrial se localiza entre el recto y la vagina. Normalmente se trata de focos muy activos con gran capacidad de crecimiento y diseminación.

Endometriosis peritoneal: los focos afectan al tejido que cubre a la mayor parte de los órganos de la cavidad abdominal y pélvica (peritoneo). Puede crear importantes problemas de adherencias en diferentes órganos. Normalmente, se localizan en cara posterior del útero, aunque también se encuentran en vejiga e intestino.

Síntomas de la enfermedad queuelen ser más frecuentes durante y pocos días antes de la menstruación:

Dolor pélvico, abdominal, de espalda, etc.
Náuseas, vómitos
Debilidad, fatiga, mareos
Dolor durante y después de las relaciones sexuales (dispareunia)
Dolor al orinar o defecar
Problemas intestinales y en vejiga
Hemorragias fuertes o irregulares
Problemas de esterilidad
Esterilidad

Alrededor de un 30% a un 40% de las mujeres con endometriosis no son fértiles, lo que hace que la endometriosis sea una de las tres causas principales de infertilidad en la mujer. Entre un 25% y un 50% de las mujeres estériles padece endometriosis

Muchas mujeres descubren que padecen esta enfermedad cuando no con capaces de concebir. Cuando el tejido endometrial crece en los ovarios y, sobre todo, en las trompas de Falopio, puede provocar la obstrucción de estas últimas e impedir así la fecundación.

Por desgracia, la endometriosis está infradiagnosticada y cuanto más tarde se detecta, peores consecuencias tiene.

El tratamiento variará en cada caso y estará encaminado a aliviar los síntomas. Se utilizan terapias hormonales (anticonceptivos orales, progestágenos, agentes androgénicos, análogos de la horona liberadora de gonadotropina), analgésicos para aliviar el dolor y, en casos más graves, cirugía (laparoscopia o laparotomía) para destruir o extirpar los quistes, pero alrededor del 20% de las mujeres que se someten a este tratamiento no experimentan mejoría alguna y otro 20% sufre una recaída.

lunes, 20 de febrero de 2012

Enfermedades Raras: Síndrome de Zollinger-Ellison

                                           

El síndrome de Zollinger-Ellison es un trastorno poco frecuente que es causado por tumores y úlceras en el sistema digestivo.

La enfermedad es una afección en la cual hay un aumento en la producción de la hormona gastrina. Por lo regular, un pequeño tumor (gastrinoma) en el páncreas o en el intestino delgado produce los altos niveles de gastrina en la sangre.

Se forma uno o más tumores en el páncreas o duodeno (la parte superior del intestino delgado). Estos tumores, llamados gastrinomas, producen una grande cantidad de gastrina. Gastrina es una hormona que causa que el estómago produzca ácido.

El síndrome de Zollinger- Ellison es causado por tumores que por lo general están localizados en la cabeza del páncreas y en la parte superior del intestino delgado.

Estos tumores producen la hormona gastrina y se denominan gastrinomas. Los altos niveles de gastrina ocasionan demasiada producción de ácido estomacal.

Los gastrinomas aparecen como tumores únicos o como pequeños tumores múltiples. Aproximadamente, de la mitad a dos tercios de los gastrinomas únicos son tumores cancerosos (malignos) que frecuentemente se diseminan al hígado y a los ganglios linfáticos cercanos.

Síntomas de la enfermedad:

Dolor abdominal
Diarrea
Vómitos con sangre (ocasional)
Signos y exámenes
Los signos incluyen úlceras en el estómago y el intestino delgado.

Tratamiento :

Los medicamentos denominados inhibidores de la bomba de protones (omeprazol, lansoprazol y otros) son ahora la primera opción de tratamiento para el síndrome de Zollinger-Ellison.

Estos fármacos reducen la producción de ácido estomacal y favorecen la curación de úlceras en el estómago y en el intestino delgado, al igual que alivian el dolor abdominal y la diarrea.

La cirugía para extirpar un gastrinoma único se puede hacer si no hay evidencia de que éste se haya diseminado a otros órganos (como los ganglios linfáticos o el hígado).

La cirugía del estómago (gastrectomía) para controlar la producción de ácido rara vez es necesaria en la actualidad.

sábado, 18 de febrero de 2012

Como saber si eres Nomofobico

                                           

La nomofobia es el miedo irracional que sienten algunos cuando algo les impide interaccionar con su celular. Algunos expertos la llaman la "enfermedad del siglo XXI y que el número de casos aumenta cada año.

Esta semana, un estudio británico reveló que en Reino Unido ya la sufre el 66% de la población, lo que supone un aumento respecto al 53% que se observó en el último sondeo realizado hace cuatro años.

Los expertos señalan que estas personas experimentan una gran ansiedad cuando se dan las siguientes situaciones: pérdida de celular, batería o crédito agotado y falta de señal.

El primer estudio que dio la voz de alarma sobre este fenómeno lo llevó a cabo el gobierno británico en 2008, con el fin de investigar las ansiedades que sufren los usuarios de celulares.

Cuatro años después, el nuevo estudio elaborado por la empresa de dispositivos de seguridad para celulares SecurEnvoy, revela que la cifra de afectados aumentó en el país.

Tras encuestar a unas 1.000 personas, se constató que el 77% de los individuos con edades comprendidas entre los 18 y los 24 años sufrían nomofobia, mientras que en la franja de edad que va de los 25 a los 34 años, la incidencia fue del 68%.

Es más, el sondeo descubrió que un 41% de los encuestados cargaban con ellos dos celulares para así nunca quedarse "desconectados".

Los principales síntomas de una persona nomofóbica son el miedo a no disponer del celular. El nomofóbico no puede imaginar salir a la calle sin él y además invierte un mínimo de cuatro horas diarias consultándolo por motivos ajenos al trabajo.

La nomofobia ha sido vinculada con la adicción a la tecnología y, en lo que a celulares respecta, a la necesidad que sienten muchos de revisar constantemente cada mensaje, alerta o sonido que genera el celular.

A principios de este año un equipo de investigadores de la Universidad de Worcester en Reino Unido, determinó que esta ansiedad permanente, resultado de estar siempre conectados, eleva considerablemente los niveles de estrés de los usuarios.

Paradójicamente, el estrés era mayor cuando el celular se usaba más para fines personales que laborales.

El estudio también hizo énfasis en el papel de los celulares inteligentes a la hora de incrementar nuestra necesidad de sentirnos conectados. "Mientras más los usamos más dependientes nos volvemos y en realidad aumentamos el estrés en lugar de aliviarlo", dijeron los investigadores.

De hecho, finalizaron en su reporte, algunos sienten una necesidad tan extrema de estar en contacto que llegan a notar "vibraciones del teléfono que no existen".

Psiquiatras plantean que el dolor por la muerte de un ser querido es una enfermedad mental

                                          

La nueva edición de la "biblia" de los psiquiatras, el Manual de Diagnóstico y Estadística de Trastornos Mentales (DMS) intenta clasificar el dolor por la muerte de un ser querido como una enfermedad mental.

Esta clasificación importa porque una de las principales funciones de este manual es guiar a los psiquiatras sobre el diagnóstico de los síntomas de un paciente y el tratamiento que debe recibir, que incluye fármacos.

Si se clasifica al dolor de una pérdida como una enfermedad mental, la persona que está sufriendo por esa muerte podrá recibir antidepresivos para "tratar" ese dolor.

Pero, ¿es este dolor una enfermedad? Y, ¿cuánto tiempo se debe permitir que una persona sufra la muerte de un ser querido antes de clasificarla como 'enferma'?

En un editorial, la revista médica británica The Lancet, expresa "preocupación" por esta inclusión.

"El dolor por la muerte de un ser querido -dice- no es una enfermedad y no debe ser tratado con medicamentos".
El apasionado artículo de The Lancet, afirma que "medicar" una emoción humana normal como ésta "no es sólo peligrosamente simplista, sino también es una estrategia fallida".

Los editores afirman que esta medida que parece categorizar las emociones extremas como un problema que necesita resolverse es muy preocupante.

Las ediciones previas del DSM -que publica la Asociación Psiquiátrica Estadounidense- subrayaban la necesidad de que antes de llevar a cabo un diagnóstico de un trastorno mental serio, el psiquiatra considere, y a menudo excluya, el dolor por una muerte cercana en un paciente
.
Pero la nueva edición -la quinta-, que se publicará próximamente, no incluye esta advertencia.

"Para quienes están atravesando la pérdida de un ser querido, más que tabletas, un médico debe ofrecer tiempo, compasión, recuerdos, y empatía"The Lancet

Según The Lancet, "en la versión en borrador del DSM-5 no hay tal exclusión del dolor por una muerte cercana".

Esto significa, dice, que los sentimientos de profunda tristeza, pérdida, dificultad para dormir, llanto, incapacidad para concentrarse, cansancio y falta de apetito, que continúan durante más de dos semanas tras la muerte de un ser querido, pueden ser diagnosticados como depresión y no como una reacción normal a esa pérdida.

Recetar fármacos a estas personas, afirma la revista, es una estrategia fallida y no hay evidencia que muestre la efectividad de tratar con antidepresivos a la gente que perdió a un ser querido recientemente.

The Lancet también expresa preocupación porque la Organización Mundial de la Salud (OMS) está actualmente revisando su Clasificación Internacional de Enfermedades (ICD), en la cual se basan los médicos en todo el mundo para el diagnóstico de enfermedades.

Según el artículo, "el equipo de la OMS que revisa esta última edición (ICD-11) está debatiendo una propuesta para incluir una categoría llamada 'trastorno de dolor prolongado por pérdida de un ser querido'".

Tal como señalan los expertos, hay casos en el que el dolor de una persona que pierde a un ser querido se prolonga o se convierte en depresión.

Pero la mayoría de la gente que experimenta la muerte de un ser cercano no necesita tratamiento de un psiquiatra ni de otro médico.

"El dolor por una pérdida cercana está asociado con efectos adversos en la salud, tanto físicos como mentales, pero es mejor dirigir las intervenciones a aquellas personas en alto riesgo de desarrollar un trastorno o a aquellas que desarrollan un sufrimiento complicado o depresión, pero no a todos", expresa The Lancet.

Y concluye que "el dolor por una muerte cercana no es una enfermedad; es más útil pensar que esto forma parte del ser humano y es una respuesta normal a la muerte de un ser querido".

"Poner un margen de tiempo a este dolor es inapropiado. Por favor: DSM-5 y ICD-11, tomen nota".

"Para quienes están atravesando la pérdida de un ser querido, más que tabletas, un médico debe ofrecer tiempo, compasión, recuerdos, y empatía", expresa la publicación.

jueves, 16 de febrero de 2012

Estudio revela al responsable del daño cerebral en el síndrome de Down

                                           

Un estudio coordinado por el Centro de Regulación Genómica ha reproducido en un ratón transgénico los mismos patrones morfológicos y funcionales en las conexiones neuronales de las personas con síndrome de Down.

La dendritas son las estructuras neuronales que hacen posible la conexión entre neuronas (la sinapsis neuronal).

En el caso de los pacientes con síndrome de Down, el sistema de recepción de información de las neuronas, el árbol dendrítico, presenta una morfología alterada, ya que, las dendritas son más cortas, y los árboles menos complejos, lo que seguramente reduce y altera el flujo de información a través de las terminaciones neuronales.

Esto es lo que posiblemente provoca que estas personas no puedan desarrollar unas habilidades cognitivas normales, una de las características del síndrome de Down.

El gen DYRK1A situado en el cromosoma 21 está en tres copias en el síndrome de Down. En un estudio publicado en la revista Cerebral Cortex, los investigadores han encontrado que la sobreexpresión producida por el exceso de copias de esta proteína en ratones produce una morfología dendrítica similar a la que se observa en el cerebro de las personas con síndrome de Down.

En estos ratones, las dendritas mostraban un aspecto morfológico inmaduro impidiendo el desarrollo normal de las conexiones sinápticas.

Además, la actividad de estas neuronas se encontraba reducida. Esto afectaría directamente el procesamiento de la información en el cerebro de estas personas, lo que denominaríamos la capacidad de computación del cerebro, pero también a la plasticidad neuronal, produciéndose una reducción en la capacidad de aprendizaje.

El hallazgo puede servir para encontrar nuevas dianas terapéuticas moleculares que ayuden al tratamiento del síndrome de Down pero también de otras patologías que cursan con discapacidad intelectual como el síndrome del X frágil ( este síndrome es causado por una mutación que afecta a una región del cromosoma X en la que se sitúa el gen FMR-1, de manera que se produce una repetición de las bases CGG.

Cuando el número de repeticiones supera las 230 se produce la metilación del gen y, por tanto, éste pierde su función, produciendo así el síndrome del X frágil. El síndrome del X frágil se hereda y es un carácter ligado al X dominante). El Síndrome de X frágil es la primera causa de retraso mental hereditario y la segunda tras el síndrome de Down.

lunes, 13 de febrero de 2012

Alerta mundial por la influenza AH1N1

                                           
La influenza AH1N1 es una pandemia causada por una variante del virus A de origen porcino (subtipo H1N1).

Es una nueva cepa viral conocida como gripe porcina (nombre dado inicialmente), gripe norteamericana (propuesto por la Organización Mundial de la Salud Animal), en abril de 2009 la OMS decidió denominarla gripe A (H1N1), la letra A designa la familia de los virus de la gripe humana y de la de algunos animales como cerdos y aves; las letras H y N (Hemaglutininas y Neuraminidases) corresponden a las proteínas.

Los síntomas clínicos son similares a los de la gripe estacional: tos, estornudos, fiebre, dolores musculares y de cabeza, pero las manifestaciones son variables y van desde una infección asintomática hasta una neumonía grave que lleva al riesgo de muerte al paciente.

El origen de la infección es una variante de la cepa H1N1, con material genético de una cepa aviaria, dos cepas porcinas y una humana con una mutación que permitió el contagio entre especies de los cerdos a los humanos, y posteriormente contagiándose de persona a persona.

En junio de 2009 la OMS la clasificó como de nivel de alerta seis; es decir, pandemia actualmente en curso que involucra la aparición de brotes comunitarios (ocasionados localmente sin la presencia de una persona infectada proveniente de la región del brote inicial). Ese nivel de alerta no define la gravedad de la enfermedad producida por el virus, sino su extensión geográfica.

La tasa de letalidad de la enfermedad que inicialmente fue alta, ha pasado a ser baja al iniciar los tratamientos antivirales a los que es sensible, sin embargo la futura evolución del virus es impredecible, como constata la directora general de la OMS Margaret Chan el 4 de mayo, ya que "puede que en un mes este virus desaparezca, puede que se quede como está o puede que se agrave, " y ha advertido a los servicios médicos de que deben estar en alerta para reconocer los síntomas en casos de mayor gravedad.

Por ejemplo, las embarazadas y las personas con problemas de salud tienen más propensión a que se les compliquen los síntomas de la nueva gripe.

Los adultos que experimenten fiebre alta durante más de tres días deben acudir al médico, al igual que los niños que presenten letargo.

Por el contrario, aquellos pacientes con síntomas habituales de gripe no deben ser atendidos en los hospitales.

En opinión de Chan, uno de los principales retos en el tratamiento de la pandemia es “que la gente comprenda cuándo no deben preocuparse y cuándo deben pedir atención urgente”.

Recientemente en los casos de influenza están aumentando, así como el numero de personas muertas, México tiene la ventaja de poseer el equipo necesario para hacer una detección rápida y poder actuar oportunamente, sin embargo existen limitaciones por parte del personal de salud en la atención de casos, ya que existen personas con síntomas compatibles con esta enfermedad que ameritan atención urgente.

Por lo tanto es muy importante que las autoridades federales y estatales de salud, así como las municipales y zonas marginadas, retomen estrictamente las campañas preventivas y se doten de los recursos necesarios a fin de evitar que este padecimiento se convierta en un serio problema de salud en México.

Los expertos recomiendan un programa extenso de vacunación contra la gripe estacional en países en vías de desarrollo, en parte para satisfacer la demanda de vacunas de modo que los laboratorios estén preparados para una mega producción para hacer frente a la pandemia.

El mensaje viene de los científicos por lo tanto es muy importante continuar con el esfuerzo de combatir la amenaza y el riesgo aún presente y cada día con más fuerza de que esta enfermedad sea incontrolable.

Sigueme en tu Email